cerrajeros

Un poco de historia sobre el oficio de la cerrajería

En general, el oficio de la cerrajería se dedica a la reparación, mantenimiento e instalación de cerraduras, cerrojos y cilindros. Tanto en puertas normales o blindadas, como en vehículos automotores.

La cerradura viene a definirse como un mecanismo metálico instalado para evitar que las puertas se puedan abrir sin llave.

Los cerrajeros de Poblenou trabajan con todos los sistemas de cerraduras y cierres que conocemos. En estos tiempos es importante mencionar que son muchos los avances tecnológicos que se ven reflejados en la cerrajería y que han ido evolucionando de manera increíble y que permite tener en estos tiempos puertas con cerraduras activadas por escaneo de huellas, por combinación, etc.

Un oficio que pasa de generación en generación

El oficio del cerrajero es un arte que ha evolucionado a lo largo de los años y se suele aprender por herencia. El cerrajero es una de las formas más antiguas de ingeniería de seguridad. Las aplicaciones en estos datan desde la antigüedad, y muchas de ellas siguen vigentes en el cerrajero moderno de una forma u otra.

Actualmente, existen también escuelas e institutos que se dedican a dar cursos de entrenamiento para los cerrajeros, al igual que las asociaciones del gremio que están pendientes de que sus miembros estén actualizados con lo último en el mercado.

En base a todos estos antecedentes es que hoy en día además del cerrajero que conoces que va a tu casa o hasta tu coche para asistirte en una emergencia, y que por lo general trabaja 24 horas, también puedes contar con el cerrajero comercial.

Cerrajero comercial

Los cerrajeros comerciales ofrecen servicios profesionales de cerrajería comercial, instalando  diferentes tipos de cerrajería y dispositivos de seguridad  y sistemas de acceso en base a las necesidades de una empresa.

Es importante ofrecer servicios de control de acceso a las empresas, debido a la importancia de la seguridad y control de empleados y visitantes, principalmente en áreas específicas de las instalaciones.

Los sistemas de control hoy en día, se pueden utilizar empleando códigos o contraseñas, datos biométricos o tarjetas (desde tarjetas de proximidad, tarjetas magnéticas o tarjetas RFID, incluso tarjetas de identificación).

Al contratar la instalación de un sistema de control de accesos, estás asegurando tu empresa porque con este tipo de accesos siempre tendrás los datos de las personas que han ingresado.

Además el cerrajero comercial, se encarga también del mantenimiento continuo de cerraduras y sistemas de la empresa o negocio. Otra opción es crear una llave maestra, para evitar el engorroso trabajo de abrir muchas puertas y tener un gran manojo de llaves.

El cerrajero comercial, teniendo siempre en cuenta la seguridad de los clientes, ofrece cerraduras comerciales, así como barras antipánico,  para las puertas ubicadas en la salida de emergencia de cada negocio o edificio.

Los cerrajeros comerciales también pueden brindarte asesoría en la planificación de ubicaciones de puertas de emergencia, y la mejor cerradura que puedes colocar dentro de tu negocio, ofreciéndote desde cerraduras convencionales, puertas blindadas, sistemas de cerraduras sin llave de acceso, que pueden ser activadas por un teléfono o vía Bluetooth.

El mundo de la cerrajería sigue avanzando, lejos quedan los tiempos de las primeras cerraduras encontradas en el antiguo Egipto o Roma, pero aún así, manteniendo la seguridad.

Hoy en día la tecnología ha llegado a las puertas de hogares y negocios por igual, y los cerrajeros siempre están a la vanguardia y dispuestos a prestar sus servicios ante cualquier eventualidad, con sólo una llamada.

error: Content is protected !!